ShareThis

viernes, 28 de junio de 2013

¿Cómo combinar texturas al vestirnos?


A la hora de vestirnos, tenemos múltiples opciones y no siempre nos sentimos seguras de cómo combinar nuestras prendas. A continuación, los tips para hacerlo de manera armónica en cuanto a las texturas:


Utilizar un género liso y una textura táctil
En este caso, la textura táctil puede ser un cardigan, confeccionado en lana y se combina con un pantalón liso. Otro tipo de textura táctil de moda en esta temporada es la piel sintética, con la que seguiríamos el mismo principio.
Para esta combinación, debemos considerar las proporciones del cuerpo y saber que toda textura traslada su volumen a la parte del cuerpo que cubre. En el ejemplo del cardigan, se da más volumen a la zona superior del cuerpo, ya que cuenta con un tejido más grueso (comparado con los pantalones).

Utilizar un género liso y una textura visual
Podemos combinar una blusa de color liso, con una falda estampada con lunares (textura visual).
En este caso, debemos considerar:
  que el estampado esté de acuerdo a la contextura y las proporciones de quien lo use: una mujer menuda se “pierde” si usa un estampado demasiado grande y, por ende, esto no contribuye a generar una imagen armónica sino todo lo contrario.
  la parte del cuerpo que se cubre con el estampado parecerá visualmente mayor que la parte cubierta por un género liso, por lo que debemos considerar nuevamente las proporciones del cuerpo. Por ejemplo, si los hombros son más anchos que las caderas, el estampado se verá mejor en prendas inferiores.

Utilizar un género opaco y otro con brillo
Podemos animarnos también a incorporar una prenda con brillos, si es parte de nuestro estilo y nos sentimos cómodas. En este caso, se aconseja que la otra prenda sea opaca para no competir ni quitar protagonismo a la que tiene brillos.
Los brillos tienden a llamar la atención y a que las miradas se focalicen en la parte del cuerpo que cubren por lo que debe usarse en áreas que deseemos destacar.


Combinar y superponer dos texturas visuales
Esto es lo que comúnmente denominamos superposición de estampados.
No todo el mundo se siente a gusto con esta posibilidad: una mujer clásica sentiría que no está siendo fiel a su esencia, una mujer de estilo natural, que no suele usar estampados, tampoco estaría cómoda haciendo esta combinación.
Por eso, lo más importante en este caso es tener actitud para llevar los estampados y seguir las reglas de combinación armónica, que son:
  utilizar dos estampados de igual motivo, con diferencia en cuanto al tamaño de estampado y a los colores.
  utilizar dos estampados de motivos diferentes, con similitud en algún color que esté presente en ambos casos, que sería el elemento de cohesión del conjunto.

Por Laura Malpeli de Jordaan
Master en Asesoramiento de Imagen 
certificada por Colour me Beautiful
Creadora de Styletto Image Studio

No hay comentarios :

Publicar un comentario